Los principales medios de comunicación social del mundo eliminan la filmación de vídeo de los atentados terroristas de Nueva Zelanda

SAN FRANCISCO – Los principales medios de comunicación social del mundo, incluyendo Facebook, Google y Twitter, están trabajando arduamente para eliminar los mensajes que contienen imágenes gráficas de los ataques terroristas a dos mezquitas en Christchurch, Nueva Zelanda, el viernes.

Hombres armados perpetraron los ataques terroristas contra dos mezquitas repletas de fieles que asistieron a las oraciones del viernes en la ciudad de la Isla Sur, en las que murieron 49 personas y otras 48 resultaron heridas.

Uno de los tiradores parecía haber transmitido en directo los ataques a Facebook que supuestamente mostraban a un pistolero entrando en una mezquita y abriendo fuego contra las oraciones.

La cuenta del tirador ha sido eliminada de Facebook, y muchos otros mensajes que originalmente compartían el material también han desaparecido de la plataforma.

Mia Garlick, de la oficina de Facebook en Nueva Zelanda, dijo en una declaración al periodista estadounidense de BuzzFeed, Ryan Mac, que la compañía está trabajando para impedir que el video se propague en la comunidad de Facebook.

“Desde que ocurrió el ataque, los equipos de todo Facebook han estado trabajando sin descanso para responder a los informes y bloquear el contenido, identificando de forma proactiva el contenido que infringe nuestras normas”, dijo.

“Estamos añadiendo cada vídeo que encontramos a una base de datos interna que nos permite detectar y eliminar automáticamente copias de los vídeos cuando se cargan de nuevo”, añadió Garlick.

Twitter también derribó el video original y suspendió la cuenta que lo compartía en su plataforma, diciendo que el usuario había violado sus políticas de prohibición de contenidos gráficos, de odio o de terror.

Un portavoz de Twitter dijo en un comunicado a los medios de comunicación que cuenta con “procesos rigurosos y un equipo dedicado a gestionar situaciones tan exigentes y urgentes como ésta”.

YouTube declaró en su cuenta de Twitter que estaba trabajando para suspender cualquier material violento.

“Nuestros corazones están destrozados por la terrible tragedia de hoy en Nueva Zelanda. Por favor, sepan que estamos trabajando en forma vigilante para remover cualquier material violento,” tweeteó YouTube.

“El contenido impactante, violento y gráfico no tiene cabida en nuestras plataformas, y se elimina tan pronto como nos damos cuenta de ello”, dijo YouTbue.

Autor: Guiaempresaxxi